Nürüfkan

Nürüfkan mapuzugun mew

Sustantivos

Los sustantivos son invariables. Los sustantivos animados (personas y animales) se pluralizan anteponiendo pu, ej. pu che, pu ufisa. Los sustantivos inanimados se pluralizan con otros medios, en el verbo, por medio de numerales, etc. Ej. kümeke zugu ‘buenos asuntos’, kiñeke gülam ‘algunos consejos’, fillke kulliñ ‘diversos animales’, müleyey ruka ‘hay casas’, etc.

Sustantivos compuestos

Se forman sustantivos nuevos por medio de la composición o unión de dos sustantivos. A veces estos nuevos sustantivos se escriben juntos, pero también pueden aparecer separados. Ej. mapuche, mapuzugun, zomo gürü ‘zorra’, weche wentxu ‘hombre joven’, ülchake zomo ‘mujeres jóvenes’, kushe püllü ‘viejecita’, wefko ‘vertiente’, lef kawellun ‘caballo de carreras’, etc.

Sustantivos derivados

Se forman a partir de otro sustantivo o raíz verbal por medio de un sufijo. El sufijo -ntu indica ‘conjunto de algo’ ej. folontu ‘bosque de boldo’, reqlentu ‘semana’. El sufijo -fe indica ‘el actor o agente de una acción’, ej. küzawfe ‘trabajador’, perakizuamfe ‘sicólogo’. El sufijo -we indica ‘lugar o instrumento con que se hace algo’, ej. wirilwe ‘lápiz’, amukawe ‘vehículo’.

Sustantivos sociales

Son fórmulas de tratamiento social que se utilizan para referirse entre parientes, conocidos y amigos. Ej. peñi, lamgen, chaw, chachay, wenüy, etc. Los sociales suelen ser recíprocos, es decir laku es tanto ‘abuelo’ como ‘nieta’. El sufijo -wen unido a un sustantivo social indica la relación entre dos personas, ej. kurewen, lamgen, peñiwen, etc. El sufijo –ye crea un verbo para explicitar la relación, ej. wenüyyewiyu ‘somos amigos’, kayñeyefiñ ‘lo tengo como enemigo’.

Adposiciones o
posposiciones

La posposición mew va después de sustantivos, pronombres o demostrativos. La frase así formada sirve para contextualizar diversas nociones que dependerán del significado del verbo. Por ejemplo, puede indicar dirección, ubicación, instrumento, tema a que se refiere la acción o situación. Ej, amun tami ruka mew ‘fui a tu casa’, welulkafiñ ran mew ‘lo compré con dinero’, wirintukufiñ limeñ mew ‘lo escribí en la pizarra’.

Otras posposiciones son püle que significa ‘hacia’, ‘por’ o ‘en dirección a’, ej rüpü püle ‘hacia/por el camino’, man püle ‘a la derecha’; kütu ‘hasta o inclusive’, ej. txewa kütu ‘inclusive perros’, reke y rüke ‘como’, ej. tüfa rüke ‘por ejemplo esto’.

Adjetivos

Se anteponen a los sustantivos y los califican. Pueden ser descriptivos (colores, formas, tamaño, etc) o expresar cantidad (numerales): kurü txewa ‘perro negro’, fütxa witxan che ‘persona alta’, fütxake ruka ‘grandes construcciones’, epu ruka ‘dos casas’.

Se pluralizan posponiendo el sufijo -ke de plural. Ej. kiñeke zugu ‘algunos asuntos’. Algunos verbos de movimiento modificados por alü, püchi y fente pueden funcionar como adjetivos: alüpüra ‘alto’, püchipüra ‘bajo’, alürume ‘ancho’, püchirume ‘angosto’, fentetxipa ‘de tal distancia’, alükon ‘profundo’, etc.

El sufijo -fal crea nuevos adjetivos de modo similar al sufijo -ble en castellano, ej. kimfal ‘conocible’.

Algunos pronombres pueden funcionar como adjetivos: tüfachi ‘este’, feychi ‘ese’, feytachi ‘este’, feytichi ‘ese’, etc.

Pronominales

Son palabras que pueden funcionar de manera independiente reemplazando a un sustantivo (ej. personales y algunos demostrativos), o de manera independiente modificando o calificando a un sustantivo u otro pronominal (posesivos, algunos demostrativos, conmitativos).

Pronombres personales

Se pueden usar de manera independiente y marcan primera persona (hablante), segunda persona (interlocutor) y tercera persona, además de tres números (singular, dual y plural). La tercera persona fey puede marcar singular, dual y plural por sí solo. Además de feyegu y feyegün también pueden usarse egu ‘dual’ y egün ‘plural’ por separado, ej. fey amuy egün ‘ellos fueron’. Al responder una pregunta de posesión, los personales pueden significar: mío, tuyo, etc. Ej. ¿Eymi no ka? –Iñche tati. ‘¿Es tuyo no? –Sí, es mío’.

Pronombres Posesivos

Al igual que los personales marcan 3 personas y 3 números. Son dependientes, por lo que no pueden usarse solos y siempre deben anteponerse a un sustantivo o verbo. La primera y tercera persona singular tienen la misma forma, ej. ñi wenüy ‘mi amigo’ o ‘su amigo’. Optativamente, pueden ir junto con un personal para desambiguar y/o reforzar su significado, ej. iñche ñi wenüy ‘mi amigo’. Muchas veces ocurren junto con el marcador ta, ej. tañi, tami, etc. El dual y plural de tercera persona no tiene una forma propia, pero pueden posponerse egu y egün para clarificarlo, ej. ñi ñuke egün ‘la madre de ellos’.

Cuando acompañan a un verbo que tenga marcador de infinitivo indican quien realiza la acción o situación, ej. müley tañi amual ‘tengo que ir’; kümey tami akun ‘que bueno que viniste (lit. es buena tu venida)’.

Pronombres conmitativos o grupalizadores

Indican con quién se realiza una acción o situación. Marcan persona y número, que puede ser dual o plural. Cuando participa el hablante en la interacción (‘yo contigo’, ‘yo y ellos’) se usan iñchiw o iñchiñ. Si solo participa el interlocutor con alguien más (‘tú con ella’), se usan emu o emün. En el caso de que participe una tercera persona con alguien más, se usa egu y egün.

Eymi iñchiw ‘tú y yo’
¿Iney emu amuaymi? ‘¿Con quien irás?’
Kesu egu kofke ‘pan con queso’.

Pronombres demostrativos (o deícticos, anafóricos)

Marcan grados de cercanía o distancia del hablante y la situación comunicativa. Pueden ser:

1) independientes, es decir van solos sin modificar a otra palabra: fey ‘ese’, tüfa ‘esto’, tüfey ‘ese’, tüye ‘aquel’, feyta ‘este’, feyti ‘ese’, etc., y

2) dependientes o adjetivados que modifican a un sustantivo: tüfachi wentxu ‘este hombre’, feytachi zomo ‘esta mujer’, feytichi kulliñ ‘ese animal’, feychi amukawe ‘ese vehículo’, etc.

Pueden usarse también con valor temporal y de lugar: feyti mew ‘ahí’, tüfa mew ‘acá’, feychi ‘en la ocasión que…’, fey tüfa, tüfa ‘ahora, ahora mismo’ etc.

Adverbios

El adverbio modifica o califica al verbo, adjetivo u otro advebio. Pueden ir antepuestos o postpuestos. Algunos adverbios toman el marcador -ke para indicar pluralidad o intención, ej. münake ‘muchos’, müchayke ‘varias veces’, etc.

Adverbios locativos

Expresan nociones de ubicación. Algunos pronombres pueden funcionar como locativos: faw ‘acá’, tüyuw ‘allá lejos’, tüfa mew ‘acá’…, etc. Algunos sutantivos también se usan como adverbios de lugar: afkazi ‘al lado’, miñche ‘abajo’, inaltu ‘a orillas’, wente ‘sobre’, wenu ‘arriba’, kamapu ‘lejos’, etc.

El marcador pu antepuesto a locativos significa ‘adentro’, ej. pu ruka ‘dentro de la casa’. Algunos adverbios locativos toman el sufijo -tu, ej. awtutu ‘en auto’, wallketu ‘todo alrededor’, ponsikutu kuwüley ‘está con las manos en los bolsillos’.

Adverbios temporales

Expresan nociones temporales: fewla ‘ahora’, wüla ‘después’, müchay ‘en un rato’, tayi ‘denantes’, kiñeke mew ‘a veces’, ella ‘a poco de’, türpu ‘nunca’. Algunos sustantivos pueden cumplir función adverbial, ej. antü ‘hace … días’, pukem ‘en invierno’, pun ‘por la noche’, etc.

Interrogativos

Palabras como iney ‘quién’, chem ‘qué’, chuchi ‘cuál’, chumül ‘cuando’, chumgechi ‘cómo’, chumteñma ‘cuánto tiempo’, etc. Algunos se pueden verbalizar: ¿chewaymi? ‘¿donde irás?’¿chumleymi? ‘¿Cómo estás?’, etc.

Adverbios de grado

Son palabras como rume ‘mucho’, müte ‘no tanto’, afkentu ‘sin cesar’, gellu ‘a penas’, matu ‘rápidamente’, etc.

Adverbios de modo

Se componen de un verbo terminado en –kechi. Matukechi ‘rápidamente’, ayiwünkechi ‘alegremente’, ñochikechi ‘lentamente’, etc.

Adverbios indefinidos

También llamados sustitutos, indeterminados.

Algunos se forman por medio de rume ‘siquiera’y su negación no rume ‘ni siquiera’ más el numeral kiñe ‘uno’ o un interrogativo:

kiñe rume ‘cualquiera’~ kiñe no rume ‘ninguno’
iney rume ‘quien quiera’ ~ iney no rume ‘nadie’
chem rume ‘cualquier cosa’ ~ chem no rume ‘nada’

También pueden modificar a un sustantivo:

Chem üñüm no rume ‘ningún ave’

Otros adverbios indeterminados: ka ‘otro’, kakelu ‘los otros’, kiñeke ‘algunos’, kom ‘todo’, fill ‘cada’, fillke ‘cada uno de’, itxokom ‘todo’, itxofill ‘todo’, wera ‘un montón de’, fenten ‘tanto’, wichuke ‘separadamente’, alhün ‘muchos’, etc.

Verbos

El verbo se compone de al menos una raíz que expresa el significado de la acción (o situación) más una terminación que puede ser un marcador de persona o un marcador de infinitivo. La raíces pueden terminar en vocal y consonante, lo que puede modificar la escritura y pronunciación de la terminación; por eso se dan modelos de conjugación para estos contextos.

Marcadores de personas

Los marcadores de persona tienen 3 modos, indicativo, hipotético e imperativo, 3 personas y 3 números.

* En indicativo existen formas para raíces que terminan en consonante y vocal. amun vs lefün

Marcadores de infinitivo

Son terminaciones invariables, es decir no marcan número, persona ni modo. Los infinitivos son los siguientes: -n, -el, -fiel, -etew, -am, -yem, -mum, y -lu. Para saber quién hace la acción indicada por el infinitivo, se pueden anteponer un pronombre personal (excepto -lu, que utilizan un pronombre personal), ej. Kümey tami küpan. ‘Qué bueno que viniste (tú).’

-n

Permite convertir a un verbo en sustantivo para formar oraciones complejas, ej kümey tami mülepan ‘es bueno tu venir’; müley maneluwün ‘hay esperanza’ (literal: confiarse mutuamente), kuyfi tayu pewnun ‘tanto tiempo que no nos veíamos’. Con la posposición mew indica el motivo de una situación general, ej. chaltu may tamün küpan mew ‘gracias por venir (uds)’.

-el, -fiel y -etew

también permiten convertir un verbo en sustantivo para formar oraciones complejas. El marcador -el tiene un sentido más general, es decir no especifica quien recibe la acción, ej. tañi kelluel ‘el que ayude’. La forma directa -fiel expresa quien recibe la acción, ej. tañi kellufiel ‘el que ayudé’, y la forma inversa -etew es cuando una tercera persona le hace la acción a una primera o segunda: tañi kelluetew ‘el que me ayudó’, tami kelluetew ‘el que te ayudó’. Con mew indican el motivo o causa de algo, ej. Chaltu may tami kellufiel mew ‘Gracias por ayudarme’; mañumfimi tami kelluetew mew ‘le agradeciste que te ayudara’. Con el sufijo verbal futuro -a indica propósito o finalidad, ej. kiñe txipantu tañi txipayal ‘un año para salir’.

-am

indica el propósito o finalidad que tiene un sustantivo. Chemkün gütxümam ‘objeto para llamar’.

-yem (-yüm)

indica cuando se realiza habitualmente esa acción, ej. pemeyem, ayiwkülekey. ‘Cuando voy a visitar, se alegra’.

-mum

modifica a un verbo o sustantivo indicando en qué lugar ocurre una situación, ej. chew tañi mülemum ti püresizente… ‘Donde vive el presidente…’

-lu

puede modificar a un verbo indicando cuando se hizo algo, ej. Iñche püchizomogelu, allkütulekefun ñi fütakeche. ‘Cuando era niña, solía escuchar a mis mayores.’ Con sustantivos indica quien hace algo, ej. Ti wentxu kutxanfaluwkülelu ‘el hombre que se hacía el enfermo’. A diferencia de los otros infinitivos, se utiliza el pronombre para saber quién realiza la acción, ej. amulu iñche… ‘cuando yo fui…’. Con futuro -a puede indicar la intención de hacer algo, ej. Txipay pemealu ñi wenüy ‘salió para visitar a su amigo’; ¿Chew amualu? ¿A donde irá?

Sufijos verbales

Además de las terminaciones, el verbo puede incorporar sufijos o partículas que entregan más información como:

negación -la para el indicativo, -nu para los infinitivos y condicional, -kil para el imperativo

tiempo -a ‘futuro’, -pe ‘pasado reciente y duda’, -wye ‘pluscuamperfecto’

aspecto -fu contraexpectación, -ke habitualidad, -le estar haciendo, ‑meke ocupado haciendo, ‑ka continuativo, ‑kunu dejar hecho algo, ‑nie mantener algo hecho, ‑tu restauración de la acción o repetición, ‑we cesativo, ‑yaw andar haciendo algo.

dirección y movimiento -me ir a hacer allá, -pa hacer acá, -pu hacer allá, -rpa hacer al venir, -rpu llegar a hacer

otros sufijos -rke sorpresa o evidencialidad, -rume repentinidad, -fem inmediatez, –püza acción en vano, -lle certidumbre y énfasis, -ye marcador verbal de plural.

Transiciones (femlu-femgelu)

Además de los marcadores de persona, existen otros marcadores compuestos que indican la relación entre personas agente (femlu) y paciente (femgelu) de verbos transitivos (que tienen objeto directo y/o indirecto). Las relaciones que indican estos marcadores pueden ser de persona, número y modo. Las transiciones se clasifican en directas, ej. -fiñ, -fimi, -fiyiñ, -fi, donde la tercera persona es paciente y las formas inversas, ej. -enew, -eyumew, -eiñmew, -eymew, etc. donde el agente es una tercera persona.

* Estos marcadores también aplican para feyegu y feyegün.

Ejs.: Elueyu kofke. ‘Te di pan.’ Eluwiyiñ kofke. ‘Les dí pan a Uds.’ Feyegu gütxümenew. ‘Ellos dos me llamaron.’ Iñchiw kelluwiyiñ ta eymün. ‘Nosotros los ayudamos a ustedes’. Feyegün kellulaeymünmew. ‘Ellos no los ayudaron a ustedes.’ Nüfi achawall. ‘Cazó a la gallina’ Nüeyew gürü. ‘la cazó el zorro (a la gallina)’.

Otros sufijos de transición

El sufijo -w convierte la acción del verbo en refleja o recíproca, ej. fey kimuwigu ‘se conocen’. El sufijo -ge indica voz pasiva y no se menciona quién hace la acción, ej. nentugey ti echezuguwe ‘el pendrive fue retirado’. El sufijo extractivo -ñma permite decir que la acción se hace en perjuicio de alguien o quitándole algo, ej nentuñmagey ñi echelzuguwe ‘le sacaron el pendrive (=se lo quitaron)’. El sufijo dativo –el indica que la acción se hace en beneficio de otra persona o entregándole algo , ej nentulelgey ñi echelzuguwe ‘le sacaron el pendrive (para pasárselo)’.
El sufijo -üm y -l permiten que el verbo tenga un objeto directo (la cosa o persona que recibe la acción del verbo), ej. küpay ‘vino’ » küpali ran ‘trajo dinero’, miyawi ‘anda’ » miyawüli… ‘anda (con algo)’; chogi ‘se apagó’ » chogümi ‘apagó (algo)’.

Orden los sufijos verbales

Los sufijos verbales siguen un orden establecido cuando se intercalan entre la raíz y la terminación. A modo de guía se pueden ordenar de esta manera, en doce posiciones, ej. Raíz [1 – 12] terminación.

Más cerca de la raíz verbal son [1] ‑nie y ‑kunu [2] ‑kiyaw, ‑küte, ‑küle y ‑meke, [3] los transitivos ‑ñma, ‑ñmu y ‑lel [4] el marcador de plural ‑ye, aunque su posición puede variar en ciertos contextos [5] los transitivos ‑ge y el primer elemento de los compuestos ‑wiyiñ y ‑mun, ‑muiñ, ‑muyu: ‑uw- y ‑mu- [6] los de modalidad ‑fem, ‑rume, ‑kantu y ‑faluw [7] el sufijo ‑we cesativo y los direccionales ‑me, ‑pa, ‑pu, ‑rpa y ‑rpu [8] el continuativo ‑ka [9] ‑ke, ‑rke, ‑tu, ‑pe forman sufijos compuestos (‑kerke, ‑keturke, ‑perke, ‑peturke) [10] el pluscuamperfecto ‑wye [11] la negación [la, no, ki] y luego [12] ‑a y ‑fu, que forman el sufijo compuesto ‑afu.

Auxiliares

Se anteponen a los verbos, ej.:
küpa indica ‘deseo’, ej. küpa kim mapuzugun ‘quiero saber hablar mapuzugun’
pepicapacidad de hacer’, ej. pepi amulan ‘no pude ir’
kimsaber cómo’, ej. kim txutxukatun ‘se tocar la trutruca’
zewmaya’, ej. ¿Zewma akuymi? ‘¿Ya llegaste?’

Conjunciones

Son partículas como ka ‘y’, welu ‘pero’, kam ‘o’, well ‘o bien’

Otras partículas

Son partículas que entregan información contextual o situacional en torno a lo que se está diciendo. Pueden marcar duda, interrogación, mandato, certidumbre, sorpresa, desazón, ternura, etc.
Afirmación: may, anay, tati, ga, ka, lle. Ej. Kümelekan tati. ¡femay ka!, ¡witxage anay!, etc.
Interrogativos: am, ama, anta, añchi, kay. Ej. ¿Chem am?, ¿Iney ama?, ¿Eymi kay?, etc.
Dubitativos: pe, chey, chi, chiam, no ~ nu. Ej. ¿Femgechi penu?, ¿Chem fel chi?, etc.
Sorpresa: rke, amfe. Ej. ¡Fey ürke!, ¡Fey amfe!
Negación: no ~ nu. ej. Iñche nu tati. ‘No soy yo.’

Elchillkawe

· Ad mapu, Folilche aflaiai, Kellukleayñ pu zomo. 1999. Azümchefi grafemario único del idioma mapuche. Conadi
· Cañumil. 2018. Clasificación de los verbos en mapuzugun. Autoeditado
· Catrileo. 1995. Diccionario lingüístico etnográfico de la lengua mapuche. Andres Bello
· Catrileo. 2010. La lengua mapuche en el siglo XXI. U. Austral de Chile.
· Erickson. 1999. Elaboración de gramáticas populares. SIL Mexico.
· Malvestitti. 2001. Kiñe Rakiduam.
· Smeets 2006. A Grammar of Mapuche.
· Zuñiga 2000 Mapuzugun. Lincom Europa